martes, 21 de abril de 2015

Juego Previo (Serie Intimidades Universitarias)- Sophie Jordan



Pepper ha estado enamorada de Hunter, el hermano de su mejor amiga, desde que era una niña. 
Él representa todo lo que siempre ha deseado: seguridad, protección, una familia. Pero las cosas no son sencillas... Pepper necesita que la vea como algo más que una amiga o una chica inexperta. 
Solo ha dado un beso en su vida y no sabe nada sobre los chicos, la pasión y el amor. ¿Cómo logrará, entonces, conquistarlo?
 Con un plan: aprender practicando con alguien que sepa enseñarle. Sus compañeras en la universidad tienen en mente al “maestro” ideal: Reece, el barman del lugar que frecuentan. Pero él es totalmente diferente de lo que Pepper imaginaba. Es atractivo, sexy, pero también peligroso, con un pasado problemático. 
Pronto, lo que empezó siendo solo un ensayo cambia por completo y ambos descubren lo que sucede cuando se deja atrás el “juego previo” y todo se vuelve ardiente y real.

 ¿Qué tan lejos querrá llegar Pepper?

 ¿Le servirá su experiencia para seducir a Hunter?



Opinión personal.


Sophie Jordan es la autora de este libro, ella marco una parte e mi adolescencia (a pesar de que estoy cerca de los 19) con la saga Firelight. Cuando vi que era la autora dije: le daré la oportunidad.
Este libro lo conocí un poco antes de la Filsa (feria internacional del libro de Santiago), donde yo iba con la motivación de buscar libros y conocer a Megan Maxwell (cosa que no pude porque se llenó la firma de libros con ella). Pero de todas maneras cuando lo vi en papel-papel, la impresión fue máxima y dije algún día lo comprare.

Bueno, en si la historia cuenta las travesías amorosas de Pepper, poseedora de un horrible pasado familiar y quien tras haber dado un espantoso primer beso en su pobre adolescencia, es muy, pero muy insegura
.
Ahora ya de adulta (universitaria) tiene un objetivo: conquistar al hermano de su mejor amiga, de quien siempre ha estado enamorada. Hunter es el chico perfecto, estudia medicina, viene de una familia ultra consolidada y feliz, es amable, tierno y bla bla bla… solo falta que tenga un unicornio para llegar a niveles catastróficos de perfección.

Bueno, a mí me conquista un hombre con un estante lleno de libros y juegos, no uno que vaya a Disney y parezca príncipe.

Pero nuestra pobre Pepper tiene un solo problema… su inseguridad. Ella no se siente capaz de conquistar a hunter todopoderoso, según ella no sabe besar, no sabe qué hacer con un hombre y además es virgen, tiene solo una solución: buscar a un hombre que le enseñe los bien llamados juegos previos (de ahí el nombre del libro) y como toda buena chica norteamericana se va a un bar en busca de él.
Aquí entra a nuestro juego Reece, el muy ultra sexy cantinero y dueño del local quien es todo lo contrario a Hunter y quien tras una confusión por parte de Pepper (quien andaba en búsqueda de su hermano el promiscuo) decide aceptar la proposición de Pepper y prepararla en el ámbito de los juegos previos para que así nuestra heroína  sepa que hacer frente a Hunter.

El problema surge cuando Reece y Pepper comienzan a mezclar sentimientos, pero las inseguridades familiares (recordemos que Pepper busca al hombre prefecto) de nuestra heroína se interponen:


Se detuvo y me miró. —No quieres a Hunter. Todavía estás buscando tu Oso Morado. Alguien que te dé una sensación de seguridad. No lo entiendes. Eso no existe. Aunque tu mamá estuviera equivocada sobre un montón de basura, tenía razón en eso. Suceden cosas malas, y no siempre va a haber alguien allí para protegerte de eso.
Negué con la cabeza. —¿Y qué? Se supone que sólo tengo que accionar un interruptor, alejarme de algo bueno y recibirte…
Mi mirada se posó en él.
A ti.


Pepper anda en búsqueda del hombre perfecto, de un salvavidas o de un hombre que encarne al oso morado de peluche al cual se aferraba frente al miedo en su infancia.
En si el libro no es malo, es de lectura rápida y a mí me gusta mucho (con eso me refiero a que lo puedo releer, pero no es un me gusta muuucho). La protagonista me hizo rabiar, yo le quería gritar todo el tiempo:
Dios, tienes a tu maldito oso en frente a ti, se llama Reece!!!!
Pero ella nooooo, seguía en búsqueda de hunter… pero bueno, lean el libro, no es una pérdida de tiempo y descubran si nuestra protagonista tiene o no el coraje para lanzarse por la borda en una relación perfecta (ante mis ojos) o irse a la segura en búsqueda del que ella cree es su oso morado. 

2 comentarios:

  1. No es el tipo de libros que más me llama, gracias por la reseña, me pasa como a tí, este tipo de personajes me suelen dar mucha rabia, besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En realidad a mi la protagonista me daba mucha rabia jajaja pero de igual manera me gusto c:
      espero estés bien!
      besos c:

      Eliminar